miércoles, 30 de abril de 2014

Intrahistoria (XXXXIV): Elpidio José Silva

- Pero señor Juez, creo yo que ha hecho usted poca sangre de este banquero, de este criminal. Podría haberle drenado usted un litro más, o dos. Sacar algún metro más de intestino, o dos. Lo demandaba el pueblo. ¿No lo oye? Oiga a esa masa enfervorecida. Demanda más Justicia, señor Juez. Óigala.
- Estimado Secretario, tendrías que saber que yo, en primer lugar, me debo a las Leyes, y que juré no ceder a los bajos impulsos ni a las venganzas.
- Pero, señor Juez, siendo usted quien es, y las Leyes quienes son…
- Tienes razón, mi estimado Secretario. Me debo a mi pueblo. Aquí esos alicates. Aquí ese soplete.